fbpx

Un filtro de aire comprimido es un artefacto que por medio de un proceso físico sencillo, separa las impurezas y el agua condensada del aire comprimido, permitiendo obtener la calidad requerida.

Su principal trabajo radica en acabar con las partículas que se encuentran en suspensión del aire. Éstas provienen del exterior de la red y son tomadas durante la fase de aspiración o desprendimiento de partículas metálicas propias de la red, porciones líquidas, agua y aceite que aún permanezcan en la instalación.

El filtro ha pasado a ser un gran aliado en las instalaciones del aire comprimido o gases, gracias a ello es posible adaptar la calidad del aire o gas a las necesidades de los equipos neumático que se utilizan en las industrias.

Si se observa con detenimiento el filtro, se puede detallar que en la parte inferior del vaso se ubica el dispositivo de vaciado, el cual puede funcionar en tres maneras diferentes:

1.- Manual: Se requiere desatornillar el tapón para liberar el orificio por donde pasa el líquido.

2.- Semiautomático: En presencia de a/c (acero al carbono) se mantiene cerrada la descarga.

3.- Automático: Cuando la cantidad de líquido alcanza un nivel específico, este provoca que se active el funcionamiento del sistema flotador que provoca la descarga.