fbpx

Las instalaciones neumáticas tienen como todo, sus procesos y reglamentos, éstos te permiten realizar un montaje adecuado y evita posibles incidentes al momento de trabajar con ello, por ello te mostramos una serie de pasos a seguir a continuación:

  • Se debe tomar en cuenta que el aire produce algo llamado «condensado», lo cual vendría siendo la acumulación de humedad ya que este elemento no siempre viene totalmente seco. Como consecuencia, su llegada a los equipos neumáticos provoca oxidación y reducción de la grasa que trae como parte de su fabricación.
  • Limpiar en su totalidad el aire comprimido es crucial, dispositivos como unidades FRL (filtro,regulador y lubricador) son el equipo ideal para realizar este proceso.
  • Las conexiones para el paso del fluido son necesarias, existen de diversos tipos y tamaños para cualquier tipo de acople. El racor es el más ideal por su fácil manipulación y estructura de anillos elípticos que proporcionan una instalación rápida en espacios reducidos.
  • Hay que asegurarse de revisar el estado en el que se encuentran los equipos incorporados a una red neumática: Los manómetros deben marcar la presión estipulada en el inicio, revisar el nivel de aceite constantemente, los elementos filtrantes deben tener una vida útil prolongada y no menos importante asegurarse que no existan fugas en los racores o tuberías.

Cada paso y proceso mencionado anteriormente son de gran utilidad en el área neumática, brindando seguridad de poseer una red adecuada y eficiente para su manejo en las empresas industriales que requerían del aire comprimido como fuente de energía.